Una centella mató a 22 vacas en Quehué

Un productor de Quehué sufrió un perjuicio económico más que importante, debido a que una centella cayó en su predio rural y ocasionó la muerte de 22 animales vacunos. Fue producto de la tormenta eléctrica registrada en la noche del viernes.

Fuentes policiales de esa localidad informaron a LA ARENA que Ariel Hoven no hizo ninguna presentación ante esa dependencia policial, debido a que se trató de un siniestro natural. El productor se mostró muy triste, es que las vacas que murieron pertenecen a la cabaña "Los Corrales" ubicada cerca de ese pueblo.
Según se puso en conocimiento, las vacas estaban agrupadas en un sector cercano al alambrado, asustadas por la tormenta, cuando una centella cayó sobre uno de los palos y se propagó de manera horizontal hacia los animales, los cuales murieron en el acto. Por otra parte se indicó que en un principio el perjuicio no puede precisarse, pero sí está claro que fue significativo porque se tratan de animales de cabaña, es decir, con genética de excelente nivel, de 500 a 600 kilogramos.
Operarios de la comuna se constituyeron en el predio rural y prestaron colaboración al productor, debido a que se hizo una zanja para enterrar los animales muertos.