"La arbitrariedad es escandalosa"

"No vamos a parar hasta poner en marcha Portezuelo del Viento", afirmó el presidente Mauricio Macri, abriendo un nuevo capítulo del conflicto entre las provincias de La Pampa y Mendoza por la construcción de la presa Portezuelo del Viento que perjudicará el caudal y la calidad del río Colorado.
La vicegobernadora mendocina Laura Montero manifestó ayer que la posición del gobierno pampeano "es obstruccionista y política", haciendo referencia a las declaraciones del secretario de Recursos Hídricos, Javier Schlegel, en Radio Mitre de aquella provincia.
A través de su perfil de Twitter, la funcionaria agregó que las autoridades provinciales "no quieren resolver el problema de fondo que es captar recurso hídrico y hacer obras para mejorar las condiciones de vida y desarrollo productivo de las dos provincias".
Schlegel, en tanto, previamente había mencionado a la radio cuyana que el presidente Macri "debe dirimir entre dos posturas y se erige en un virtual juez y esa decisión debe ser imparcial, objetiva, con lo cual sus palabras de ayer (por el martes) generaron malestar".
Por las palabras del mandatario, el gobierno de La Pampa dijo que "la arbitrariedad que implican para la provincia de La Pampa sus dichos, que textualmente anunciaron que 'no vamos a parar hasta poner en marcha Portezuelo del Viento', es manifiesta y escandalosa".

Laudo presidencial.
Schlegel afirmó que "hoy existe respecto al Portezuelo en el Coirco el laudo del Presidente" ante el rechazo de La Pampa a la presa que Mendoza pretende construir sobre el río Grande, generando una disminución del caudal de agua del Colorado y mayor salinidad.
"Justamente lo que dice La Pampa es que el juez ya está comprometido con una de las partes, no decimos que esto esté mal, que el Presidente puede tener un color político del mismo que en Mendoza, puede obviamente, porque la política lo permite y está bien que así sea", señaló el secretario.
Y siguió: "Decimos que si van a jugar en la misma línea política, en el mismo equipo, evidentemente el juez por respeto debe apartarse, debe recusarse y quizá quien deba decidir es otra persona, proponemos el presidente de la Suprema Corte de Justicia que sea imparcial sobre el tema, porque sino estará viciado el acto mismo".

"Tomó parte".
"Es el Presidente quien está llevando adelante la gestión para realizar la obra, él es quien debe decidir si se hace. El toma una posición, una parte del todo, de la imparcialidad, entonces, es muy claro porque dice 'no vamos a parar', se pone adelante en potenciar la construcción de la presa, y evidentemente ya es él el que busca la construcción de la presa, con lo cual ya tomó parte antes de emitir el fallo".
El 19 de mayo del año pasado, La Pampa objetó ante Macri la construcción de Portezuelo y a la vez le pidió que se aparte al momento de resolver para que la decisión final caiga en manos de una figura independiente. La propuesta pampeana fue que las actuaciones pasen a la Corte Suprema de Justicia, considerando las alternativas que prevé la Ley de Acefalía Presidencial. El pasado miércoles, a horas de los dichos de Macri, el gobernador Verna envió una nota a la Casa Rosada para que el Presidente se expida sobre el planteo del gobierno provincial.