El "apagón" se sintió en los "super" de Santa Rosa

Ayer se desarrolló en Santa Rosa y gran parte del país el denominado "Apagón de consumo", la convocatoria que surgió a través de las redes sociales para no comprar durante las 24 horas en cadenas de supermercados ni cargar combustible como una forma de protesta contra la especulación con los precios.
A lo largo del día fue difícil dimensionar los alcances de la iniciativa aunque quedó claro que no se sintió con gran fuerza, tanto en los grandes comercios supermercadistas como en las estaciones de servicio.
De hecho, hubo posturas muy encontradas entre los propios usuarios, algo que quedó claro en los comentarios de Facebook, los llamados de oyentes a Radio Noticias o en las recorridas de este diario para consultar con clientes, empleados o taxistas.
Mientras algunos celebraron que "no entró nadie" a los negocios o expendedoras de combustible, otros repudiaban al ver "carritos llenos" de gente comprando. También hubo quejas de los impulsores del "boicot" porque los empleados contestaban de manera casi unánime que se trató de "una jornada normal".

Repercusión.
Más allá del alcance de la medida, lo más relevante fue la repercusión que tuvo, tanto que ayer las más altas autoridades del Gobierno nacional se refirieron a la movida surgida en esta ciudad. También asociaciones de defensa del consumidor y cámaras de entidades comerciales mostraron su apoyo.
El jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, consideró que "una de las condiciones básicas del ejercicio de la soberanía del consumidor consiste precisamente en no comprar en aquellos comercios o empresas donde el valor del bien se ha incrementado de un modo absolutamente desmesurado".
Al respecto, el jefe de ministros aseguró que "la remarcación de precios por parte de comerciantes inescrupulosos, empresarios especuladores e inescrupulosos, no tiene absolutamente nada que ver con el comportamiento de las variables económicas".
El presidente de la Unión de Consumidores de la Argentina, Fernando Blanco Muiño, dijo a que la campaña convocada ayer a través de las redes sociales "es una acción importante para llevar a cabo por el incumplimiento de las cadenas de distribución y las petroleras" respecto de los acuerdos de precios.
También consideró que la campaña "es una acción de educación al consumidor", en cuanto al respeto de sus derechos. Y sostuvo que estas iniciativas resaltan el "rol colectivo" de la acción de los consumidores, en detrimento de los comportamientos individuales.

El Gobierno lanza canasta de materiales
La secretaría de Comercio anunció ayer un acuerdo con los distintos sectores de la cadena de la construcción, para la conformación de una canasta de insumos que comprenderá 28 productos que explican cerca de la mitad del costo de los que se utilizan en las obras.
El acuerdo que significa la extensión del programa Precios Cuidados había sido anticipado el lunes en un acto que se realizó en el Banco Hipotecario con la presencia del Jefe de Gabinete, Jorge Capitanich; el ministro de Planificación Federal, Julio de Vido; y el titular de la Anses, Diego Bossio.
La nueva canasta se ofrecerá en una primera etapa en los corralones y grandes comercializadores adheridos del Area Metropolitana y será de carácter anual, con revisión trimestral en función a la evolución de los costos.
La secretaría de Comercio informó ayer haber llegado a un acuerdo con los actores más importantes que componen la cadena de valor del sector de la construcción con la conformación de una canasta de 28 productos y 53 precios.
El nuevo entendimiento involucra a 16 proveedores y explican cerca de la mitad del costo de materiales para la construcción y reforma de los hogares, precisó la secretaría que encabeza Augusto Costa.
Según las estimaciones oficiales, la iniciativa permitirá bajar en promedio un 16 por ciento los precios vigentes de los productos de la canasta acordada.

Procrear.
Este acuerdo permitirá contar con precios de referencia en productos indispensables para la construcción de viviendas, destinadas a todas las familias argentinas, incluidas las miles de beneficiarias del Programa de Crédito Argentino (Procrear) que ya lleva aprobados 94 mil proyectos desde su implementación.
Si bien el acuerdo tendrá su primera etapa en la Ciudad de Buenos Aires y los partidos del conurbano, se adelantó que se encuentran avanzadas las negociaciones para extenderlo al resto del país en los próximos días, con la participación y trabajo articulado del Gobierno nacional, las provincias, los municipios y los corralones y comercios de la construcción de las distintas regiones.
Costa explicó esta tarde que "el objetivo del acuerdo es establecer referencias de precios para los productos de la industria y permitir que las familias cuenten con un marco de transparencia y previsibilidad al momento de construir su vivienda".
El funcionario también destacó que "la extensión de Precios Cuidados al sector de la construcción permite generar un marco de compromiso con los proveedores de insumos para garantizar el abastecimiento a precios que reflejen los costos de producción y lograr que el incremento de demanda esperado se traduzca en mayor inversión y no en precios".

Easy y Sodimac.
El entendimiento fue logrado con las empresas productoras de insumos para la construcción y negocios especializados que conforman la cadena de valor del sector, e incluyó también a los principales comercializadores del sector, Easy y Sodimac.

Boicot.
Asociaciones de defensa del consumidor y cámaras de entidades comerciales se expresaron ayer en apoyo a la convocatoria a no comprar en aquellos establecimientos que registran un aumento abusivo de precios y exhortaron a premiar o castigar el comportamiento de las empresas.
A través de las redes sociales, se convocó a no comprar ayer productos en supermercados ni combustibles en estaciones de servicio, en protesta por la suba de precios, una reacción de los consumidores que se registra con frecuencia en otros países.
El tema del seguimiento de precios fue también uno de los temas que abordaron ayer el ministro de Economía, Axel Kicillof, con el gobernador de Buenos Aires, Daniel Scioli, ya que se realizó en el encuentro un repaso por las políticas que está llevando adelante el Gobierno Nacional en función de los precios al consumidor. (Télam)

Denuncia contra Costa
El secretario de Obras Públicas, José López, acusó ayer de "especular con el precio del cemento" al diputado radical y propietario de la cadena Hipertehuelche, Eduardo Costa, y anunció que realizará una denuncia en la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia (CNDC) por abuso de posición dominante.
"Es inadmisible que Costa venda la bolsa de cemento en Río Gallegos aplicando un cargo adicional del 33,5 por ciento del costo del cemento en fábrica aprovechando su posición dominante y perjudique a los consumidores de esa ciudad", denunció el funcionario a través de un comunicado.
López ejemplificó que Hipertehuelche comercializa a 97,49 en Río Gallegos la misma bolsa de cemento que en Bariloche la vende a 74,49 y que en Viedma la ofrece a 65,49 pesos.
En ese sentido, López consideró que estas diferencias de precio, de más de un 30 por ciento para un mismo producto en distintas localidades, "no tienen ninguna otra explicación más que el abuso por parte de la empresa de Eduardo Costa en Río Gallegos". (Télam)