Descubren una lista de coimas que pagó la empresa OAS

El escándalo que envuelve a la constructora brasileña OAS, una de las dos firmas que integra la UTE que hará la segunda parte del Acueducto del Río Colorado, ahora se extiende a otros países. Sus ejecutivos están procesados por pagar coimas, junto a los de otras empresas del sector, a directivos de Petrobras, pero también lo hicieron en Guatemala y Costa Rica, e involucraría más países, según la nueva documentación.
La prensa brasileña informó que anotaciones atribuidas al presidente de OAS, José Aldemario Pinheiro Filho, y que incautó la Policía, indican que donó un millón de dólares al precandidato oficialista a la presidencia de Guatemala Alejandro Sinibaldi. El medio señaló que de acuerdo con anotaciones escritas a mano en documentos hallados en una de las oficinas del empresario, el dinero fue entregado en veinte cuotas de 50.000 dólares al publicista español Antonio Solá, informó la agencia española EFE.
Solá fue uno de los directores de la campaña que llevó al actual presidente guatemalteco, Otto Pérez Molina, a ganar las elecciones de 2011 y ahora asesora a Sinibaldi, precandidato presidencial del oficialista Partido Patriota (PP). Por su parte, Solá negó esos hechos, pero la Fiscalía guatemalteca abrió una investigación y solicitó información a la Justicia brasileña.
Pinheiro Filho está en prisión preventiva como uno de los 36 acusados por el Ministerio Público de participar en la red de corrupción, caso denominado "Lava Jato" ("Lavado Exprés") que según las investigaciones movió entre los años 2006 y 2014 unos 10.000 millones de reales (unos 3.850 millones de dólares) en contratos con sobreprecios de Petrobras.

Anotaciones.
De acuerdo con el diario, en las anotaciones atribuidas a Pinheiro Filho y tituladas como "GUAT" aparecen junto al nombre de "Alejandro Sinibaldi" las palabras "desvinculación" y "elecciones Nov/2015", en una supuesta alusión a la salida del político del Ministerio de Comunicaciones para disputar los comicios del próximo año.
Más abajo, el texto continúa: "Marqueteiro (publicista) Antonio Solá 20 x USD $50.000" y luego la palabra "contingencia" con una abreviatura "Congr." y varias cifras, una secuencia que, de acuerdo con Valor Económico, la Policía interpretó como supuestos sobornos a congresistas guatemaltecos.

En Costa Rica.
Al final de la anotación, de la que aparece una foto en el diario, después del título "Costa" figuran el nombre "Luis Guillermo Solís", el actual presidente de Costa Rica, y la frase "Solución Johni Araia 5 x 35 = US $ 1.750", sin más detalles. Solís se impuso en las elecciones de abril en Costa Rica al candidato Johnny Francisco Araya Monge. Ahora, ha estallado el escándalo en ese país.
Otros documentos incautados, titulados "Nuevos negocios" y con capítulos específicos ("Cono Sur", "América Central" y "Africa") detallan obras de infraestructura en las que OAS tendría interés, como el Metro de Quito, el aeropuerto chileno Arturo Merino, un puerto en Uruguay y proyectos en Paraguay, entre otros.

Complicados.
La empresa brasileña Constructora OAS Limitada es socia de la firma Supercemento SAIC en la UTE que está a cargo de la obra del segundo tramo del Acueducto del Río Colorado, desde Santa Rosa a General Pico. Fue adjudicada en 2012 y el contrato se firmó en 2013 por un costo total de 600 millones de pesos. La construcción será en tres tramos que abarcan unos 140 kilómetros de ducto.
La Justicia procesó a las cúpulas de los grupos empresariales que participaban del llamado "club de las constructoras" que pagaron coimas millonarias a funcionarios de Petrobras. Entre ellos, se le iniciaron causas al presidente de OAS José Aldemário Pinheiro Filho, conocido como Léo Pinheiro; y a los integrantes de la firma el ingeniero civil Agenor Franklin Magalhães Medeiros, el director-presidente del Area Internacional, José Ricardo Nogueira Breghirolli; el ingeniero civil Pedro Morollo Junior; el abogado Alexandre Portela Barbosa; y el director financiero Mateus Coutinho Sá Oliveira. También fueron procesados otros ejecutivos de los holdings brasileños Queiroz Galvao y Mendes Junior. Todos ellos están en el tope del ranking de la grandes firmas constructoras del país.

Una obra en Argentina
El escándalo de sobornos por contratos en Brasil iría "más allá" de Petrobras, según una lista incautada al cambista Alberto Youssef, preso y acusado por lavado de dinero. La lista, divulgada por el diario O Globo y la TV Globo, detalla 747 obras de 170 empresas, la mayoría constructoras, por 11.500 millones de reales (unos 4.600 millones de dólares). Una de esas licitaciones, al menos, sería en Argentina.
La obra en el país que se menciona es un gasoducto en Córdoba que recibió en 2008 financiamiento por 60 millones de reales del banco de fomento brasileño (Bnades). La obra, finalmente, no se realizó. En la puja entró la brasileña OAS en una UTE, aunque la ganó otra firma de ese país.
Puertos, aeropuertos, metros, refinerías, así como minería, saneamiento y abastecimiento destacan en las 34 páginas escritas por Youssef. La lista cita además obras públicas en otros países como Uruguay, Ecuador, Colombia y Angola.
El escándalo develó el pago de sobornos de las principales empresas constructoras de Brasil a partidos políticos y legisladores a cambio de contratos con Petrobras, la mayor empresa del país. El fiscal general Rodrigo Janot indicó en un comunicado que un equipo especial está investigando las denuncias relacionadas al "Lava Jato".