Monitorean el Pilcomayo

Un repunte del río Pilcomayo en Misión la Paz (Salta), que alcanzó los 6 metros, podría afectar la zona de El Potrillo, al oeste de Formosa, y los parajes El Churcal y la Rinconada cuando los volúmenes de agua empiecen a descender este lunes, por lo que el gobierno provincial realiza un monitoreo "por hora" en las defensas para evitar filtraciones.
Especialistas en antropologia ambiental de la fundación Gran Chaco, que se ocupa de los movimientos del Pilcomayo, indicaron que según los últimos informes y evaluaciones satelitales del comportamiento del río "hay que tener alerta máxima en las defensas de El Potrillo, El Churcal y La Rinconada para este lunes".
Los expertos aclararon que el repunte registrado en la zona de Misión La Paz "podría llegar a generar filtraciones en las defensas de acuerdo a los volúmenes de agua que bajen, por lo que hay que tener un alerta máxima" para evitar el "aislamiento de los parajes rurales".
El ministro de Gobierno de Formosa, Jorge González, señaló además que "hay un trabajo constante por parte de Vialidad Provincial reforzando cada una de las defensas". En las zonas de riesgo del oeste formoseño, en los departamentos de Ramón Lista y Bermejo, hay habitantes mayormente de comunidades toba y wichi.
En esas zonas el gobierno provincial construye casillas en terrenos altos para alojar a los pobladores ante la eventual crecida del Pilcomayo.
El especialista en antropología ambiental Luis Maria de la Cruz indicó que hay "entre 16 y 20 familias autoevacuadas" en un área en la que habitan mas de 14.000 personas, pero apuntó que "existen mucho parajes aislados".
Por su parte, personal de Vialidad de Salta y la Nación comenzó ayer la instalación de un puente Bailey para restablecer el tránsito en la ruta 13, tras el corte producido a 4 kilómetros de Rivadavia Banda Sur por la crecida del río Bermejo. (Télam)