Un cierre dorado para Furch en la Liga del Sur bahiense

El atacante de Winifreda fue galardonado por su gran temporada en el equipo local de Olimpo, que se consagró campeón después de 14 años. "Mi deseo ahora es jugar en el Nacional B", dijo el ex All Boys, que hará la pretemporada con el elenco mayor.
El delantero de Winifreda Julio Furch, que jugó esta temporada para Olimpo de Bahía Blanca, fue elegido como el mejor centrodelantero y como la revelación de la primera división de la Liga del Sur de Fútbol, y además recibió el Botín de Oro por consagrarse goleador del Torneo 2009, que el equipo bahiense ganó el 8 de diciembre pasado en una emocionante final ante Tiro Federal de la misma ciudad por 4-2 en tiempo suplementario.
El pampeano recibió estos galardones en la novena edición de la entrega de premios "Fútbol de Liga", que se desarrolló el 17 de diciembre en el predio de la FISA, en Bahía Blanca. En esa tradicional ceremonia se premian a los mejores futbolistas de la liga, elegidos en ternas confeccionadas por periodistas que trabajan en medios gráficos, radiales y televisivos en Bahía Blanca. En esta temporada, el atacante de Olimpo y compañero de Furch, el pigüense Marcos Litre, fue elegido como el mejor futbolista y se alzó con el premio mayor, el "Fútbol de Liga de Oro", galardón que le entregó el intendente de la ciudad, Cristian Breitenstein.
Furch, de 20 años, se encuentra desde hace unos días en su pueblo natal junto a su familia, reencontrándose con sus amistades y compañeros del Deportivo Winifreda, luego de un año inolvidable, en el que fue una de las figuras del equipo de Olimpo que participa en la liga local, y que va preparando a los jugadores para el salto al equipo de la Primera B Nacional.
En diálogo con LA CHUECA, Furch manifestó sentirse muy contento por haber recibido estos tres premios que "apuntalan" su carrera futbolística. "Hace un año que estoy en Bahía Blanca y no esperaba tantos reconocimientos. Son muy importantes en una Liga competitiva como la del Sur, donde se juega muy rápido y mucho con la pelota en el piso, las canchas están muy bien cuidadas y se corre a un ritmo muy vertiginoso", dijo el ex delantero de All Boys de Santa Rosa, para marcar diferencias con la modalidad de juego imperante en la Liga Cultural.
De los 29 partidos que Olimpo disputó en la Liga del Sur, Furch intervino en 24 encuentros y en uno solo estuvo en el banco de suplentes. Contabilizó 16 conquistas, convirtiéndose en el goleador del año, lo que lo hizo acreedor al "Botín de Oro", y además contribuyó para que Olimpo se consagre campeón luego de 14 años.
"Me quedó un gustó amargo porque no pude convertir en el partido final (erró un penal), pero se ratificó mi desempeño a lo largo del año. Jugamos en grupo y logramos el campeonato", comentó Furch, quien tuvo palabras elogiosas hacia su entrenador, Horacio Kaddour. "Siempre me apoyó y me tuvo en cuenta para ser titular", recordó.
En cuanto al juego en sí, dijo que el esquema de su equipo le sirvió para mostrar todo su potencial. "Casi siempre jugábamos con tres delanteros para que sufran los contrarios. Yo iba por el medio y, por mi contextura física, mi altura y mi característica de goleador, me tiraban las pelotas para que intentara convertir", explicó.

El futuro.
Por otra parte, y consultado sobre sus aspiraciones para 2010, dijo que su objetivo inmediato es poder sumarse al plantel que juega en la Primera "B" Nacional, aunque sea para aprender de los profesionales con mucha experiencia. "El 3 de enero empiezo la pretemporada en Mar del Plata con el equipo del Nacional B. Mi deseo es formar parte del equipo de primera de ese plantel para jugar en el Nacional B, aunque no es fácil entrar. Pero lo importante es que voy a entrenar con ellos nuevamente, como lo hice en el verano pasado. Tengo compañeros como Alejandro Delorte, quien tiene mucha experiencia porque ha jugado Copa Libertadores, me apoya y me da muchos consejos, al igual que Lucas Concistre. Veo sus movimientos y aprendo", finalizó.